Bugambilia

Las Buganvilla

Buganvilla

Santa Rita

La bugambilia, también conocida como Santa Rita, Trinitaria o Veranera, es una planta totalmente trepadora y más hermosa debido a sus colores y flores, es utilizada para decorar fachadas, los colores que hay pueden ser blancas, aunque la más común es la fucsia, puede presentar espinas.

Es una planta para plantar en suelo y pueda crecer, si la pones en maceta será difícil que logre extenderse como enredadera.

Tipo o Familia

Nombre científico:     Bougainvillea

Reino:                         Plantae

Clase:                          Magnoliopsida

Orden:                         Caryophyllales

Orígenes

Nativa de Brasil, Colombia y Sudamérica.

En Argentina, Bolivia, Paraguay y Uruguay, es conocida como Santa Rita.

En Colombia, Costa Rica y Nicaragua, es conocida como Veranera.

En Perú, es conocida como Papelillo.

Significado

Su nombre hace referencia al navegante francés Louis A. Bougainville, quien descubrió la planta en Brasil en el año de 1768.

Cuidados y tipo de clima

Definitivamente al ser una planta para adorno de fachalladas, es una flor que soporta muy bien la luz solar, pero no depende de ella para crecer, así como diferentes climas, menos las heladas extremas.

Se adapta a cualquier tipo de suelo, aunque este debe tener muy buen drenado, ya que el encharcamiento la puede pudrir.

Su riego debe ser diario, aunque no en exceso durante el verano, para invierno, regarla cuando veas que el suelo empieza a secarse.

El riego en maceta debes vigilar que no se encharque y regar cuando empieces a ver que se seca la tierra.

Para su poda, es importante quitar las hojas que ya estén marchitas, para que pueda crecer fuerte y bonita, si la quieres para enredadera, debes fijarla a los muros con alambre, aunque debes tener cuidado de no ahorcarla y maltratarla.

Usos

Sus flores se utilizar para los siguientes remedios:

Acelera la cicatrización, combate la tos seca, ayuda a bajar la fiebre, laxante, expectorante, ayuda a combatir el acné y descamación.

Para realizar la infusión, debes cortar las flores y lavarlas perfectamente con agua, poner a hervir agua, y cuando está rompa en ebullición, dejar caer las hojas y dejar que hierva hasta que el agua cambie su coloración, dejar enfriar, colar y tomar o colocar en la parte que quiera sanar.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)